Sants 3 Ràdio 103.2 FM

Radio escuchar Sants 3 Ràdio 103.2 FM en directo Online España La calidad y la emisión continua.

Información De Contacto… Sus comentarios son aceptados.

Cuando instauraron las cuotas de pesca, el EDF dijo que era para proteger a los barcos pequeños. Y nosotros les dijimos que no. «Mirad Islandia. Eso acabó con la comunidad pesquera cuando cinco o seis personas se quedaron con la mayor parte de las cuotas porque las compraron todas». REIKIAVIK, ISLANDIA El canto de este pájaro tiene ASOC. DE BARCOS PEQUEÑOS un lugar especial en la mente de los islandeses. Se dice que el pájaro «ooea». Para mí, es muy especial. Es precioso. Arthur Bogason lleva pescando toda la vida y es el principal opositor a la política de las cuotas de pesca en Islandia. Al principio había barcos pequeños en Islandia. Actualmente, queda un diez por ciento de esos barcos. Un diez por ciento. Esta parte del sector de los barcos pequeños ha desaparecido. Como en Nueva Inglaterra, el bacalao islandés empezó a desaparecer. Y el Gobierno propuso unas cuotas de pesca para los barcos pequeños, quince años antes de que lo mismo se propusiera en Nueva Inglaterra. Ocurrió así. El Gobierno empezó a bajar las cuotas del bacalao. Así que los que tenían cuotas bajas no podían ganarse la vida. Se vieron obligados a vender. No tenían opción. Esto es mi reino. Es un barco muy pequeño, como veis. Los pescadores islandeses se quedaron sin trabajo uno a uno. Grandes empresas con mucho dinero se quedaron con sus cuotas. Fue un caso claro de consolidación: la acumulación de propiedades y poder en unas pocas manos. Al mismo tiempo, según los economistas que ayudaron a crear el sistema de cuotas en Islandia, la población de bacalao se recuperó, así que, para ellos, el programa funcionó. Me llamo Ragnar Arnason. Participé desde el principio como economista y como especialista en recursos naturales con conocimientos en gestión de empresas pesqueras. Ha sido un gran éxito. La población de peces ha aumentado. La rentabilidad ha mejorado mucho, mejora continuamente. Rentabilidad significa que hay capital para inversiones. Así que ha habido un crecimiento económico gracias a esta reorganización de la actividad pesquera. Estamos en el puerto Hafnarfjordur, que es el puerto más grande del país para barcos pequeños. Buenas tardes, ¿cómo estás? ¿Hay alguna novedad sobre la pesca con cuerdas de mano? No ha habido gran cosa, pero los del palangre pescaron mucho ayer. Vale. Es una cuestión económica, de ganar lo máximo posible. Los beneficios de la industria pesquera van a los bolsillos de unos pocos, en lugar de como era antes, cuando había más barcos y empresas trabajando. Esto tiene consecuencias indescriptibles. ¿Por qué los economistas no incluyen eso en la ecuación? Si la ciencia de la economía no lo tiene en cuenta, si no calcula todos los costes, no debería ni molestarse en analizar. Deberían hacer otra cosa. Aquí hay buen bacalao. ¿Ves esto? Hay algún problema en el sistema, según la perspectiva. Es una industria mucho más capitalista, casi como una fábrica. Y creo que todas las poblaciones deben decidir si quieren tener más ingresos y ser más competitivas en el mercado global o si prefieren conservar las tradiciones. Durante la Edad de Piedra, con la rueda a punto de cambiarlo todo, ¿habría sido mejor no descubrirla? Es un sistema de privatización. Y es una tontería intentar negarlo. Es una forma clara de privatización. En algún momento, esto irá demasiado lejos y la gente se dará cuenta de lo mal que está. Una vez estuve en Nueva Inglaterra y di una charla. Describí exactamente lo que ocurría. Y ahora veo que tenéis el mismo sistema. Ahora sabréis lo que nos ha pasado aquí. Las consecuencias de las cuotas de pesca se veían venir. No había que ser un genio. Siempre estuvimos en contra de ese sistema. La industria y los alcaldes de las ciudades portuarias. Creíamos que se crearían grandes empresas. Que mucha gente dejaría el negocio. Se pueden usar herramientas de protección como parte de un sistema de cuotas para evitar la consolidación que tuvo lugar en Islandia. Una de las herramientas consiste en poner un límite de acumulación que diga que «cualquier pescador individual o empresa pesquera solo puede acumular una cantidad máxima de cuota».



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *