MuyBuena 102.2 FM

Radio escuchar MuyBuena 102.2 FM en directo Online España La calidad y la emisión continua.

Añadir a su sitio.

Debemos hacer algo. Cariño. Quizás sea la carne. Las recién llegadas. Bueno, la primera vez es la peor. ¿Qué hay en esa carne? ¿Qué sucede? Ya traigo la solución. Van a estar bien tan pronto tomen alguna medicina. Bonita jugada. Muchas gracias. Esta medicina es maravillosa. Por supuesto, querida. ¿Ven? Ahora están mejor. ¿Estás segura que no quieres algo más cómodo? Si, segura, gracias. ¿No deberíamos llamar a un médico? No te preocupes, Dale sabe lo que hace. Una vieja receta familiar. Si, ¿del mundo antiguo? Si, jovencita, del mundo antiguo. Si pudiera vender esto sería millonario. Que duermas bien. Chicas, tenemos que irnos ahora. Cálmate. Vamos a dormir un rato. Algo de tranquilidad, mientras los chicos reparan la camioneta. ¿Qué? No. Llevemos su neumático y volvamos a la ruta. Pagaré un hotel. No me voy a ningún lado. ¿Cómo hacemos para llegar a la camioneta? Me voy a la cama. Tengo tanto sueño. ¿Por qué actúan cómo como si nada malo pasara? Ojalá Alex estuviera aquí. Lo sé. Pienso igual. Pero está muerta. Ojalá Sadie hubiese sido una mejor amiga para Alex. Tengo más fe en tí que en eso. ¿Por qué me dejaron aquí? Dios mío. Rogocijémonos. Rogocijémonos. Escuchen su fe. Contento tú encontrarás, a través del sufrimiento. Y tras varios años en él. Para los condenados que no envejecen. Sus almas están nutridas. Están viviendo en las oscuras aguas con los Dioses. Conócenos ahora. Tú has iniciado mi conversión. Tú has iniciado mi conversión. Tú has iniciado mi conversión. Tú has iniciado mi conversión. Los condenanos no envejecen Los condenanos no envejecen. Tú has iniciado mi conversión. ¡Condenados! No envejecen. Tú has iniciado mi conversión. Tú has iniciado mi conversión. Tú has iniciado mi conversión. No te hagas el bebé. Me dejaste ahí muriendo. Ahora todas podemos estar juntas. ¡Oye! Negro. Negro, rosa, negro. Me gusta el rosa, usa el rosa. Claro que te gusta. Te ves genial con él. Quieres ponerte el negro. Claro que quiero ponerme el negro. Yo Si, ¿dónde estamos? Lucas, ¿qué pasó? Parece que perdí el hilo. ¿Lucas?



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *