Cadena Ser Aviles 103.9

Radio escuchar Cadena Ser Aviles 103.9 en directo Online España La calidad y la emisión continua.

Añadir a su sitio.

cometer ninguna estupidez, ni seas testarudo. Sólo empeorarías una mala situación. Podríamos fugarnos. Piénsalo. Si pudimos zafarnos de lo que hicimos… ¿No? Sería una lástima. Podríamos fugarnos a Colorado. No podrían… porque no tienen dinero. El dinero lo arregla todo, ¿no? Como dice la esposa, no tener dinero lo arruina todo, muchacho. Lo sé. Y Shannon también lo hará, ahora con un bebé que cuidar. Ya verás. No si la obligan a entregarlo. No haces cambiar de opinión a una mujer cuando tiene un hijo en el vientre. Un hijo hace que una mujer se sienta sabia… de manera que un hombre no entiende, hijo. Yo no te perdí respeto sólo porque vayas a tener un hijo. O a ella. No eres el primero. Ciertamente no serás el último. Pero no vas a… Escucha. No vas a pedirle a una chica embarazada de cinco meses que se fugue contigo. No puedes decirme qué hacer. No fuiste capaz de degollar a mamá sin hacer un desastre. Hice… lo que hice, por nosotros. ¿De qué sirven hectáreas si no tengo a quién dejárselas al morir? Había otra manera, papá. Sabes que la había. ¡Lo maldijiste todo! Muchacho. ¡Me maldijiste! Muchacho. Al otro día, fue a la escuela sin discutir. Debió ser porque dejé que se llevara el T. Una vez que se fue, empecé a buscar. Me preguntaba si ella había escondido algo, tal como la historia que yo le había dicho al sheriff. Cada vez que no encontraba nada, me convencía de que había algo. ¿Si Vivienda y Fideicomiso Hemingford le prestará dólares? Seguro que sí. Pero… Usted no necesita dólares. Me entristece decir que sí. No, no los necesita. Necesita . Eso es lo que necesita. Y podría tenerlos hoy. ¿Y quiere decirme que no podría hacer mejoras? ¿Reparar un tejado? ¿Tener más ganado? ¿Quizá cañerías interiores como las de su vecino? Podría terminar haciendo mejoras que superen el costo de la hipoteca. Valor por dinero, Wilf. Valor por dinero. Sí, esta nueva propuesta… necesita pensarse un poco. Bueno, tendría que hablarlo con mi muchacho Henry. O Hank, como le gusta que lo llamen ahora. Sí. Está llegando a una edad en la que… Necesita que se lo consulte. Bueno, todo lo que tengo… un día será suyo. “Papá, me llevé el camión. Supongo que sabes adónde voy. Déjame en paz. Sé que puedes enviar al sheriff Jones para hacerme volver, pero si lo haces, lo contaré todo. Quizá crees que cambiaré de idea porque soy un chico, pero no lo haré. Sin Shan, papá, nada me importa. Te amo, papá, aunque no sepa por qué, pues todo lo que hicimos me ha hecho infeliz. Tu querido hijo, Henry “Hank” James”. Esperar que un adolescente entre en razón es como esperar que un palo de escoba eche flores. Pero ¿qué alternativa tenía yo? Había asesinado a mi esposa para conservar mi hogar, y ahora, la única manera en la que lo iba a dejar sería encadenado. Hace tres días, en Lyme Biska, no lejos de donde hallaron su camión, alguien asaltó un almacén en las afueras de la ciudad. Robó dólares. Tengo la denuncia en mi escritorio. Dice que fue un joven que vestía ropa vieja de vaquero con pañuelo en la boca y sombrero de llanero inclinado sobre los ojos.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *