Radio Castelldefels 98.0 FM Castelldefels

Radio Castelldefels 98.0 FM Castelldefels, Radio escuchar Radio Castelldefels 98.0 FM Castelldefels en directo Online

A pesar de eso, estoy agradecido de Radio que Pilatos esté de mi lado, hermano. Más agradecido de verte a ti. Yo también. Pensar que eras un simple joven, cuando te fuiste. Nuestra madre te extrañó todos los días. Siento haberte dejado solo con ella. Tirza, ¿cómo está? Tirza, está bien también. ¿Judah, crees poder decirle Radio ? No, puedes decírselo tú. Todavía no está casada. Dios mío, ¿aún lo tienes? ¿Por qué no escribiste? ¿Qué iba a decir? No lo sé, que estás vivo. Qué estás bien. Cualquier cosa habría sido suficiente. Judah, tenía que ser capaz de volver en mis propios términos. Tu familia me lo dio todo. Quería ser capaz de devolver el favor. Ahora puedo. Judah, escucha. Necesito de tu ayuda. ¡Messala! Te necesitan afuera. Ha habido otro ataque. ¿Qué se dice de Poncio Pilatos? Para ser honesto, nada bueno. En unos días, quiere cabalgar a Jerusalén, a la cabeza de una legión. ¿Por qué? Los zelotes. Trató de lidiar con ellos pacíficamente y la paz no funcionó. Así que ahora traes una legión. Esa no fue mi decisión. Lo único que quieren de Roma, es su tierra de vuelta. Nunca fue su tierra, te pertenecía a ti. A los ricos. No crees de verdad en el retorno de la Era de Salomón. Cuando los zelotes terminen con nosotros, se volverán contra ti. No me importa la política, sólo me importa mantener la paz. Entonces, estamos de acuerdo. Mira, los zelotes son el enemigo común. Escucha, tú eres un Príncipe. Tienes el oído de tu gente. Poncio Pilatos tiene que cabalgar hacia Radio Jerusalén sin problemas. Es lo único que pido. Pero llevo mucho tiempo fuera, si volví ahora, créeme, es porque es importante. Quería darte esto. He hecho mucho trabajo con esta. Y no me da nada más qué alegría, saber Radio que esté en tus manos y que nunca se usará. Hablaré con mi gente. Averiguaré lo que pueda. Gracias. Pero debes venir a cenar. Lo haré. Pero nada especial, sólo una comida simple. Lo prometo, una comida simple. ¿Qué es esto? Ha habido un ataque en el cementerio. Los zelotes. Messala. ¿Qué pasó, Lucius? Los zelotes. Llegaron al campamento cuando anocheció. No teníamos forma de Radio La gratitud del pueblo hacia su opresión sangrienta. ¿Qué estaban haciendo tus hombres aquí? Las órdenes eran reunir piedras para construir el Circo. ¿Entiendes que esto es tierra santa? Estas son tumbas Judías. Voy a informar a Pilatos. Si reinan como ocupan, terminará como un desastre, lo prometo. Eres tan traicionero, como inútil. Ese es el arco de mi hermano. Deberías de estar descansando. Estoy bien. Tengo que cambiar las vendas. Siéntate. Si quieres volver a tu casa otra vez, tienes que tener más cuidado. La gente con la que andas, son un problema. Ves, te exhortan para que pelees con los romanos, pero la realidad es muy diferente. ¿Y tú cómo lo sabes? Lo supe cuando te encontré casi muerto. ¿Y por qué? Para decir que estás a mano con los romanos. No estamos tratando de balancear nada. Queremos la libertad con la que nacimos. Y si los romanos no nos la dan, tendremos que tomarla por la fuerza. ¿Cuántos romanos si quiera conoces? ¿Alguna vez has tenido una conversación con uno sólo en tu vida? No hables de tu odio por todos ellos, sin haber conocido a uno. Eres bienvenido a quedarte aquí, cuanto necesites, cuando sanes, deberías de volver con tu familia. Debería. Pero mi padre era fuerte, así que los romanos lo mataron. Mi madre era fértil, así que le hicieron otras cosas. Todo el mundo actúe con normalidad. Está llegando. ¡Por el amor de Dios! Más normales. Bienvenido a casa. Este es el Capitán Druses, mi segundo al mando. Saludos. A usted, Príncipe. Le debo mi vida a este hombre. Entonces, tenemos algo en común al menos. Tengo un pequeño regalo de mis viajes. La seda más fina, de todo Egipto. Me recordó a ti. Tu regreso es bastante regalo para mí. Entonces Radio nunca te casaste. ¿No les enseñan sutileza en el Ejército del César? Debiste de haber tenido a cientos de hombres peleando por ti. Unos cuantos. Pero me arruinaste para los otros. No digas eso. Es verdad. Deberías de ser feliz, lo mereces. Lo sé, parezco un monstruo. Para nada. Ya viste esta cicatriz, claro, me la hice en Germania. ¿Germania? La otra no puedo mostrártela. Me atravesaron con una espada, creí que fatalmente y Radio mientras yacía en el suelo yo Radio deseé poder verte otra vez. Hablar contigo una vez más. Messala. Déjame mostrarte algo. Tal vez mate a tu hermano algún día. Tal vez yo lo mate primero. Sabes, tu madre solía interrumpirnos. Ahora eres tú. Tenemos que ponernos al día. Es verdad. Es impresionante. Ahora, dime honestamente. No me mientas. ¿Cuántos hombres se necesitan para vestirte por la mañana? Es una pregunta honesta. Sí. Vamos. ¿No es idéntico a Zeus? Es el doble de rápido. Sé que tú lo apreciarías. Por supuesto, es un poco pequeño para ti. De verdad es un hermoso caballo. Sí, lo es. Entonces hablaste con tu gente. Sí, hable con algunos de los rabinos locales e influyentes Radio y la mayoría de ellos quiere la paz. Entonces, ¿quién está contra nosotros? Algunos radicales locales. Nadie de importancia. Sí, ¿pero quién? Messala, ellos no importan. Si no importan,



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *