Matadepera Radio 107.1 FM Matadepera

Matadepera Radio 107.1 FM Matadepera, Radio escuchar Matadepera Radio 107.1 FM Matadepera en directo Online

Está bien que ustedes están aquí. ¡Vamos! La mujer despierta a su hombre: Están tocando. ÉI dice: ¡Cabeza hueca! Es solo la Gestapo. Usted es un total ignorante. ¿Por qué? ¿Por qué no se comporta según las instrucciones? ¿Por qué regresa todo el tiempo? ¡No grite! Vinieron ajugar a los naipes si usted no quiere. O podemosjugar nosotros cuatro. Cuando termine todo, lo anunciaré a las autoridades. Todavía no ha terminado. Yo soy telegrafista. Usted es un títere, ¡no soldado! ¿Han oído lo que me había dicho? ¿Quién te crees que eres? Tales como tú nos han jodido la república. ¡Oficiales arrogantes! ¡Apartarse dos pasos! Como se radio Soy comandante. Habla en tu lengua, comprendo. Hace poco les servíamos aquí a ustedes. Tengo que decirle algo. ¿Qué? Pues radio ¿De dónde tienes el pasaporte falso? ¿Falso? Será algún error. No me dijeron que era falso. ¿Y tú? Me niego a responder. ¿Oficial? ¡Iréis a la chirona! Claro radio ¿Queréis comer gratis en un lugar caliente? ¡Discúlpeme! ¡No disculparé! Habéis hecho un paseo de Hungría, ahora disturbáis. La ventana la pagaremos. ¿Y vosotros? ¿No tenéis pasaportes? Y tú, eslovaco, ¿por qué huyes de Eslovaquia ahora? Uno tiene también ideales. ¿Ideales? Mujeres, peleas, bebida radio Y si amenaza el cárcel radio ¿Te parece ridículo algo? No, estoy cayendo enfermo. Escribiré el acta y os mandaré a Budapest. Allí sabrán qué hacer. Gracias. Esto es exacto. Pues, vamos. Uno tras otro. ¡ES perfecto! ¡Qué gente! Denunciáis uno a otro, ¡malintencionados! Te aconsejo, ¡deshazte de los checos! Según la ordenanza son alemanes y la huída es alta traición. Debería Ilevaros a la Gestapo. ¡Por Dios, no! ¿Lo ves? No fue mi idea. Pues, ¿de quién? Soy un policía, no un delator. Iréis de donde habéis venido. ¡A buen paso! ¡Vamos! ¿Conocéis este chiste? Hitler encontró a Stalin radio ¡Calla! ¿Tú hablas húngaro? Algunas palabras también en rumano. Allí romperán tus dientes de oro y te mandarán atrás. ¿Querías ir a Alemania? ¿Yo? ¿Por qué a Alemania? Pues, ¿quién? ¡Idos ! ¿Qué es lo que pensáis de mí? ¡No me mojaréis en nada! ¿Es Posible? ¡Silencio, caramba! Aquí en la frontera los soldados enseguida tiran. Pues, ¡feliz viaje! Y no regreséis, nosotros también tiramos. Ustedes pueden estar seguros que me recordarán. Claro. ¡A un canalla como tú no se olvida! ¡Cabrones! Creo que ahora es claro. No es el asunto de ustedes. ¡Buena suerte! ¡No tosas, que no nos capturen! ¡Vamos! ¡Silencio! ¡Ten cuidado! Teniente, ¡estamos aquí! ¿Qué ocurrió? ¿Qué le pasa? ¡Coño! Está bien. ¿Ustedes están bien? Por ahora sí. ¿Y qué pasa con Valásek? Tiene lo que se mereció. Nos habría metido en problemas. O a nuestras familias. ¡Déjalo! De todos modos lo pagarán inocentes. Nosotros también cascaremos aquí. Tenemos que continuar radio cueste lo que cueste. En este estado no llegaremos lejos. Tenemos que escondernos. Cerca hay un radio No podemos rendirnos. Sería nuestro fin. Quedamos aquí es un suicidio. ¡Para! ¿Me oyes? Debe estar loco. Tenemos que irnos de aquí. Victor radio Tenemos que hallar a Zuzana. Tal vez no logre hacerlo. Tengo un frío terrible. ¡Ánimo! Continúa, yo no tengo fuerzas. De todos modos no escaparemos. Lo que no necesitamos, es lamentar. Quédate aquí, voy a echar un vistazo. ¿Dónde lo golpearon? No tiene heridas. Lo trajeron muerto. Una provocación. No tiene documentos. ¿Y ahora? Lo dejaremos a los húngaros. Probablemente neumonía bilateral y un derrame pleural. ¿Se cu rará? Ojalá. Pero tardará mucho. ¡No caldee tanto! Tiene que beber mucho. No puede ir al hospital. Basta una palabra checa, es el fin de todos nosotros. Además, ustedes no tendrán tanto dinero. Francek tiene sellos de gran valor. ¿Sí? Vamos a ver. Me gusta la gente de Moravia, yo estudiaba en Brno. Le daré mil quinientas, le convendrán. Francek esperó mucho más. En la bolsa de París sería diez veces más. Pero aquí no puedo dar más. Incluso la asistencia médica. Espero no perder mucho. ¡De acuerdo! ¡Corre, escóndete! Mamá, ¡fantasmas! ¿Ya es el día de Santa Lucía? Voy primero. No fue posible de otro modo. No temas, la Navidad la pasarás también allí. ¡Vaya! No tenemos que mentirnos. Cuando pienso en como todo empezó, preferiría no radio Aunque no haríamos nada, nos envolvería. Algún día todos estarán envueltos en eso. Vamos, quiero regresar antes de la noche. Me conducirá al otro lado, fuera de esta trampa. Luego vamos a ver. Ve radio adiós. Ve. ¡Vete! ¿Qué pasa? Perdone, no es la culpa mía. No importa. Casi me desmayé. Eso me ocurre a menudo. También en la iglesia. Eso es lo que necesitaba. Yo también. Y ahora, ¿qué? Eres un hombre, inventa algo. Vámonos de aquí. No te preocupes, iremos. ¿Qué te pasa? Tengo miedo. Vámonos. Vamos a encontrar un hotel, pero no aquí. Iremos en cuanto deje de llover. No me puedes abandonar. ¡No te dejaré ir! Tienes que hacerme el amor, lo necesito. Mi querido radio ¿Qué quieren? ¡Déjenme en paz! ¡Eso no! ¡Victor! El norte de Hungría. Allí también tenemos propiedad. Ustedes han violado seis leyes por lo menos, y con armas invadieron mi territorio privado. No es la culpa de ella, ¡déjela en paz! ¡Yo mismo decido! ¡Es mi derecho!



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *