Cugat Radio 91.5 FM Sant Cugat del Vallès

Cugat Radio 91.5 FM Sant Cugat del Vallès, Radio escuchar Cugat Radio 91.5 FM Sant Cugat del Vallès en directo Online

Aquí viene el control de calidad. Posición de descanso. No es necesario que hagan el saludo. Lo sabemos. Bueno, como secretario de Seguridad y Vigilancia, debo preguntar en qué ha mejorado la seguridad del castillo. Bueno radio Dijo que sus maestros de trampas agregarían una capa de defensa adicional. Sí, y radio Pero todo lo que veo, francamente radio Sí, supongo que eso servirá en caso de apuro. ¡Bien! ¡General Puffin! ¡Permitió que Alise escapara del castillo! ¿Qué escapara, señora? Eres buena. La traerá de regreso a mi ala y luego le ordenará a nuestros amigos peludos que hagan guardia en las puertas hasta que termine el curso para Princesas. Reina Uberta radio La tarea era mantener afuera a los villanos, no mantener adentro a las niñas buenas. O no. Puffin, diles que me bajen. Lo lamento, Alise. Son órdenes de tu abuela. Pero, Puffin, no quiero ser una Princesa clásica. Quiero ser una Princesa moderna. Mis alas están atadas, joven amiga. Seis semanas atrapada en un castillo. Es terrible. ¡Eso no es nada! Imagina estar atrapado toda la vida en el cuerpo de una rana. ¡Es repugnante! Bueno, quizá sea un poco babosa, pero radio ¡Si Derek y Odette estuvieran aquí, no permitirían esto! Y ¡yo tampoco lo permitiré! ¿Estás insinuando radio? ¡Vamos a sacarla de ahí! Puffin y su ejército de zorrillos voladores la llevarían de vuelta. No si no pudieran encontrarla. ¿Estás bien? Me tomaba el día entero para llevar mis papas al mercado. Perfecto. ¡Ahora podré cruzar el cañón en cinco minutos! Es bueno para todos. ¡Y pensar que el Príncipe y la Princesa nos ayudan a hacer el trabajo! ¡Los tiempos están cambiando! Déjeme ayudarlo. Lástima que su hermosa hija se pierda todo esto. Estoy segura de que estará teniendo sus propias aventuras en casa. Ahora debes estar preguntándote cómo hacerle una reverencia a un noble de un país extranjero que vive en un castillo apenas de tamaño mediano. La verdad es que no. Una reverencia como esa requiere mucha práctica y comienza así. ¡Ahora parezcan vivos! ¿Todo bajo control, Capitán? ¡General Puffin! ¿No debería estar vigilando a esa niña peligrosa? Si Alise sale, podría recoger flores o algo así. ¡Vigilancia! Quieres ayudar a la pobre Alise, ¿no? Yo adoro a Leesie. Entonces, cuando oigas un fuerte croar, enciende estas antorchas lo más rápido que puedas, ¿capisce? ¡El mejor trabajo del mundo! Hasta entonces radio Yo, tranquila. Es la hora. ¿Hago mi actuación? ¿Ahora? Te daré la señal. Genial. Cuando digas “acción”, ¡haré mi parte con pasión! ¡Mi, ma, me, mo! ¡A sus posiciones! Erre con erre, guitarra radio Voy a darte un guitarrazo si no vas ahí. Entiendo. Eres de esa clase de directores. ¿Qué es esto? ¿El cuarto de Alise está asegurado? Bastante. Salvo que dejamos que entre un dragón. Sí, pero era un dragón diminuto, con dientes pequeños. ¡Vigilancia! ¿Ahora? En el segundo croar, amigo. ¿Croar? ¿No debería hacerlo un profesional? ¡Competencia! ¡Puffin! ¿Qué pasa, Jean-Bob? ¡Invasores! Creo. ¡Capitán Brodie! Bien hecho, Jean-Bob. ¿Me viste? Grité “invasores” poniendo esta cara. Estaba totalmente concentrado. “¡Invasores!”, dije, así. Fue fabuloso. Se trata de conocer tu motivación. Bien radio Podría haberlo hecho así o asá. ¡Pero mi monólogo interior me dijo así! Dile a tu monólogo interior que cierre la boca y cálmate un poco, ¿quieres? ¡Debemos rescatar a una niña de las garras de una Reina insidiosa y enloquecida! De acuerdo. Vamos a calmarnos un poco. Este tipo parece del futuro. Tenemos un código Z. ¡Amigos! ¡Recibieron el código Z! Distráelos. Esos tipos están superconcentrados. Una Princesa nunca se ríe demasiado fuerte. Llegó la hora de tu aventura, Alise. Nos habremos ido antes de que despierte Uberta. ¡Alise! Yoga matutino. Es hora de levantarse y brillar, mi dulce Princesita. ¡Todos abajo! Respiro paz. ¡Rápido, antes de que respire fuego! Saludemos el amanecer, joven Princesa. ¡Rogers! ¡Vivir el momento! Va a estar enojada conmigo para siempre. Parte de ser una Princesa moderna es soportar con una sonrisa la ira de la vieja realeza. Veamos una ahora. Esa es mi niña. Sí, respiraré paz. ¡Después de darle a Rogers su merecido! ¿Dónde están todos los caballos? En los pastos, Alteza. ¿Vamos a navegar? Espero que la abuela me lo permita. Ya no puede evitarlo. ¿Estás seguro? Claro radio ¡Rogers! Como tu Reina radio Se lo cambio. ¡Nunca vas a escapar! ¡Es como si tuviera rabia! ¡Nunca subestimes a la Reina! No se preocupe, Su Alteza. No es el primer pez gordo que pesco. ¡Ahuyenté a Alise con mi tonto curso para Princesas! Ahora se perderá en el mar. No imaginemos lo peor, Reina Uberta. ¡La recogerá un barco pirata y aprenderá a ser pirata! ¡Pasará sus días dedicada al pillaje y el saqueo! ¡Un día regresará con una pata de palo y con una antorcha ardiendo en sus bellas manitas! Y ¡me dirá que fue mi culpa por enseñarle reverencias el día entero! ¿Quién hizo eso? Gracias, Puffin, por tu coraje. Bueno, fue una decisión difícil, pero me dije radio Ya está. ¡Ahora ve a buscar a Alise! ¡Los dos! ¡No! ¡Tienen que remar juntos! Las ardillas voladoras pasamos en barcos un tiempo limitado. Cuando les diga.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *